Por: Norma Trujillo Báez

Las empresas canadienses como Enbridge y Transcanadá tienen consideradas inversiones en México y Veracruz de alrededor de 5 billones de dólares, sobre todo en oleoductos, ello porque las empresas canadienses buscan fortalecerse en América Latina porque ha habido más resistencia a los oleoductos en Estados Unidos y Canadá por el impacto del cambio climático, además que la Reforma Energética les abrió las puertas, sostuvo la profesora asociada de la Faculty of environmental Studies, York University.

En entrevista, durante su asistencia al Foro Regional del Golfo: Acción Colectiva y Movimientos Sociales, la investigadora canadiense dijo que con la Reforma Energética están metidos más proyectos y la agencia Canadiense de Fomento a las Exportaciones está atrás de muchos intereses de Canadá en México en las rondas, en las subastas que ya se han dado.

Las empresas canadienses buscan fortalecerse en América Latina porque ha habido más resistencia a los oleoductos en Estados Unidos y Canadá por impacto de cambio climático y por la manera que estos proyectos se van a dejar que saquen hidrocarburos no convencionales, que tienen un impacto climático muy alto.

Por la resistencia, las empresas Enbridge y Transcanadá ya tenían que cancelar algunos proyectos y jugaba en eso la caída del petróleo, y es muy costoso producir, refinar, y por eso se buscaba en el sector petrolero invertir en oleoductos Canadienses-México.

La resistencia en Canadá por el cambio climático provocaron la cancelación de varios proyectos de esas firmas y ” esto se hace visible en la prensa empresarial de Canadá en donde se dice directamente que después de la anulación de varios proyectos en Estados Unidos y Canadá vinieron a México con la Reforma Energética para poder invertir los recursos que no les generan ganancias allá”.

Anna Zalik también comentó que el gasoducto del que está en contra el alcalde electo, Hipólito Rodríguez, era un proyecto de la filial de Transcanadá , pero en los últimos años no se reportaba como filial de Transcanadá , entonces no queda claro quiénes son los dueños, pero en algún momento hubo intereses canadienses y esto pasa porque reservan los datos, no dan acceso .

El gobierno de Javier Duarte abrió la puerta a estos proyectos, pero lo cierto es que en la actualidad siguen adelante estas inversiones, comentó la investigadora canadiense.

 

Canadá en la minería

En el sector minero en México está poblados por las empresas canadienses, pues representan alrededor del 70 por ciento de las concesiones que se han otorgado.

El frente que se ha gestado en contra del proyecto Caballo Blanco, llamado Lavida y alcaldes que se han opuesto ha resultado positivo y en dos ocasiones se ha detenido, lo que es bueno porque es un problema ambiental y por estar tan cerca de Laguna Verde, “en un momento no creía la cercanía que existe, pero ya fui al lugar y he constatado lo cerca que está”.

El problema es que pueden volver con otro nombre, porque el problema es que en Canadá hay muchas empresas chiquitas de minería, entonces cuando rechazan los Manifiestos de Impacto Ambiental cambian de nombre los proyectos, las personas, los nuevos socios, la nueva empresa que se construyó, hay tantas empresas que en cualquier momento la empresas menores de minería podrían solicitar los permisos, por eso es mucho problema tener la información de quiénes son.

La instalación de mineras canadienses en Veracruz ya es un problema de seguridad nacional, el costo ecológico es fuerte, aunque uno no lo siente ahora tiene impactos en el futuro con el cambio climático, actividades que no lo pensaban que eran dañosos , lo han sido, lo que preocupa es que aún cuando se sabe que estas actividades tienen grandes costos, seguimos adelante con estas industrias, refirió la profesora de York University.

 

Fuente: La Jornada Veracruz